Trabaja con Nosotros
Contratar un seguro dental

La limpieza de los dientes en niños

Gracias a los acuerdos que Segur Dental Plus establece con las clínicas dentales pertenecientes de su cuadro médico podrá disfrutar de servicios gratuitos como la tartrectomía o higiene oral de forma totalmente gratuitas.
Tartrectomía o higiene oral es el procedimiento de eliminar el sarro (cálculo), placa bacteriana y manchas de la superficie de los dientes. También sirve para prevenir y tratar las enfermedades periodontales tales como gingivitis o periodontitis.
La persona encargada de realizar esta tarea es la Higienista Dental.

Cuando un paciente acude por primera vez para realizarse una higiene buco dental, la higienista le realiza un examen físico de la cavidad bucal. Revisa las piezas dentales (caries), la salud gingival (encías) y establece un programa personalizado de prevención dental. Enseñando la manera correcta de realizar un buen cepillado además de orientar sobre los diversos productos dentales necesarios.

¿Cuándo hay que hacer la primera visita al dentista?

La erupción de los primeros dientes es el momento de realizar la primera visita al odontopediatra, que se debería repetir cada 6 meses. Este experto será el encargado de dar las instrucciones precisas para que el niño continúe con su higiene dental.

¿Deben cepillarse ellos solos o hay que ayudarlos?

Los padres tenemos que realizar la limpieza hasta que nuestros hijos sean capaces de cepillarse por sí solos. Y, aunque puedan hacerlo de manera independiente, es necesario estar presentes para supervisar el proceso. Lo ideal es que empiecen ellos solos, para que se acostumbren a hacerlo ellos mismos, y que los padres repasemos después y hagamos un cepillado final.

¿Qué necesitan?

Es recomendable que el niño tenga un cepillo infantil propio, de cabezal pequeño y filamentos suaves y de punta redondeada. No olvides renovar el cepillo como máximo cada tres meses, y siempre después de una gripe o un resfriado.
En comparación con un dentífrico para adultos, la pasta de dientes infantil contiene ingredientes limpiadores más suaves y menor cantidad de flúor, en función de la edad y el tipo de dientes, para evitar la aparición de manchas oscuras en los dientes permanentes. El flúor es una de las mejores maneras para ayudar a prevenir el deterioro de los dientes y la formación de caries.

¿Cómo debe ser la higiene bucal del bebé?

Es importante comenzar con técnicas de higiene bucal desde antes de que le salgan los dientes, cuando el niño es un bebé: desde el nacimiento y hasta la erupción de los primeros dientes (alrededor del año), se deben limpiar la boca y las encías con una gasa humedecida en agua o con un dedal de silicona, una vez al día.
Cuando aparezcan los primeros dientes de leche, es recomendable utilizar un cepillo de dientes infantil humedecido en agua, de filamentos redondos y cabezal pequeño, adecuado al tamaño de la boca. Cuando el niño haya aprendido a escupir, se puede utilizar una pequeña cantidad de dentífrico infantil fluorado (del tamaño de un guisante), supervisando siempre que el niño no se trague el producto.